EL BLOG NO ESTÁ ACTIVO HASTA NUEVA COMUNICACIÓN

VOLVERÉ, NO SE CUANDO

PERDONA LAS MOLESTIAS =)

miércoles, 24 de octubre de 2012

Masa Quebrada o brisa

¿Os gustan las tartaletas, las tartas de fruta, las Quiches...? Pues aquí tenéis una receta  para hacer pasta quebrada o brisa paso a paso.
He mejorado la entrada que hice hace ya un mes, esta es mucho mejor!! Y además paso a paso con fotos!!!

La masa quebrada se llama así por tener una textura quebradiza; se desmenuza y se derrite en tu boca.
Los ingredientes son muy simples: harina, mantequilla (mezclada o no con manteca de cerdo), agua fría y una yema de huevo si queremos que quede más sabrosa. Ésta es la base por decirlo de alguna forma, luego se pueden ir agregando más ingredientes, dependiendo del tipo de pastel que vayamos a hacer.

La masa quebrada cumple la regla del frío y necesita estar en la nevera. Esto se hace para que la mantequilla no se derrita y se quede grasienta la masa. La masa necesita reposar en la nevera unos 25 minutos.

Para una tarta de 23 cm usaremos:

  • 200gr de harina
  • 100 gr de mantequilla
  • agua fría
Para una tartaleta de 30 cm como la mía:
  • 300 gr de harina
  • 150 gr de mantequilla
  • agua fría.
Empezamos con la elaboración de la masa quebrada o brisa: OS HE PUESTO LAS FOTOS EN GRANDE PARA QUE LO VEÁIS TODO PERFECTAMENTE! =))

Pon en un cuenco grande la harina. 


Corta la mantequilla en pequeños dados y remúevelo suavemente con la harina.


Utiliza un cuchillo, aplasta la mezcla hasta que la mantequilla quede en trocitos pequeños y se vaya compactando con la harina. Esto te llevará 2 minutos como mucho.


Ahora haz como migas de pan, esta es la parte más importante. Utiliza las dos manos para coger una pequeña cantidad de masa y sujétala con firmeza entre el pulgar y la yema de los dedos. 
*En este punto es opcional echar la yema de huevo y los demás ingredientes, si la vamos a hacer dulce*



El primer paso es empezar a frotar la mantequilla. Lleva un tiempo en ver los resultados, no os desesperéis, ser pacientes. Al principio os parecerá pringoso, con grumos grandes de mantequilla, pero cada vez se irán haciendo más pequeños.



Tras unos minutos frotando la mantequilla con la harina, notarás que los grumos grandes se van transformando en grumos más pequeños y si os fijáis la harina va cambiando a un color más amarillento por la mantequilla.


Este sería el aspecto después de 10 minutos de frotar la mantequilla. Ahora las migas son muchísimo más finas. 


Pues bien, no os enfadéis conmigo pero después de todo esto ahora nos tenemos que cargar esto tan bonito jaja.
Añadiremos agua, cucharada a cucharada y transformaremos las migas en una masa. Es IMPORTANTE que uséis un cuchillo de punta redonda, que agreguéis cucharada a cucharada para que se vaya formando poco a poco grupos de migas.



Hasta este punto yo he agregado como unas 10-12 cucharadas de agua, es mejor que remováis más y echéis menos agua.


Cuando lleguéis a este punto después de echar esas 10-12 cucharadas de agua, mezclar bien con el cuchillo, notaréis que cada vez cuesta más trabajo y cuando la masa no se pegue al cuchillo pasaremos al siguiente paso.


Si usas un robot de cocina, en vez de las manos, cuando veas que la masa tiene este aspecto es momento de parar el robot. Foto de arriba.


Ahora a mezclarlo bien con las manos. Usa tus manos para compactar la masa y formar una bola. Deberíamos ser capaces de moverla por el cuenco para recoger todos los trocitos pequeños sin que se queden pegados.


Sin amasarlo mucho, haremos una bola con la masa.


Cortaremos un papel film transparente y envolveremos nuestras bola en ella, para que no se seque. Y ya está lista para usarla en nuestra tartaleta. Tendremos que tenerla como mínimo unos 25 minutos en la nevera. Recordar que ese es el secreto de esta masa.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu huella en este blog.
Cada palabra es recibida con muchísimo cariño. Es un detalle que dediquéis un mínimo de vuestro tiempo... que es tan valioso, a visitarme y ha dejarme un poquito de vosotros.
Intento contestar a todos los comentarios, al menos lo intento. Leo cada uno de ellos y a veces me emociono, para mi es una satisfacción enorme y un honor poder compartir con vosotros,lo que mejor se me da, la cocina.
Un beso y un abrazo enorme a cada uno de vosotros.

FACEBOOK

GOOGLE+

SEGUIDORES