EL BLOG NO ESTÁ ACTIVO HASTA NUEVA COMUNICACIÓN

VOLVERÉ, NO SE CUANDO

PERDONA LAS MOLESTIAS =)

miércoles, 24 de octubre de 2012

Rollo de espinacas relleno de salmón o jamón york

En comparación con las demás recetas que os he puesto, está quizás es un poco más laboriosa, pero no por ello menos apetitosa. Lleva mucho tiempo hacerla, pero merece la pena. ser pacientes.
Podéis hacer este plato como aperitivo o como verdura, sobretodo para los niños que tantas pegas ponen a las verduras, es una forma divertida y original que puede que les guste.

Decir que esta receta la hice el fin de semana pasado en  una comida familiar y gustó muchísimo.



Ingredientes:
  • 1kg de espinacas congeladas.
  • 8 claras de huevo.
  • 1 yema de huevo.
  • Nuez moscada.
  • Jamón york en lonchas finas.
  • Salmón ahumado en lonchas.
  • Sal.
Para la salsa:
  • Mayonesa.
  • 1/2 cebolla.
  • Pepinillos



Empezaremos por poner una olla grande con agua y sal. En cuanto empiece a hervir verteremos las espinacas congeladas y según las instrucciones del envoltorio las coceremos durante los minutos que indique, en mi caso son 10 minutos.


Una vez cocidas, las escurriremos muy bien con un colador chino o con un colador normal, cómo nos sea más cómodo.


A continuación pondremos una sartén con un chorrito de aceite y echaremos las espinacas escurridas. Esto lo hacemos para quitarles el exceso que puedan tener de agua. La sazonaremos con la nuez moscada y la corregiremos de sal. Reservaremos las espinacas, hasta que se enfríen.


Mientras se enfrían las espincas, iremos montando las claras a punto de nieve. Las haremos de 2 en 2 para que suban mejor y acordaros de echarles un polvin de sal para que suban más rápido.



Podemos ir separando las claras a punto de nieve en otro recipiente, para así aprovechar muy bien todas las claras que nos van quedando abajo.



Ahora forraremos la bandeja del horno con papel vegetal y calentaremos el horno a 200º C.



Cuando tengamos todo preparado, cogemos ahora nuestras espinacas reservadas las verteremos en un bol grande e incorporaremos la yema de huevo y mezclaremos bien.


Con ayuda de una espátula o lengüeta iremos incorporando las claras a punto de nieve y con movimientos envolventes las iremos mezclando poco a poco con nuestras espinacas.


Veréis que irá cogiendo volumen la masa.



Cuando esté todo integrado y no se vean zonas blancas de las claras a punto de nieve. Verteremos nuestra masa en la bandeja previamente forrada del horno y la extenderemos bien, que quede lo más uniformemente posible por todo la bandeja. Con un tenedor la pincharemos un poco para evitar que así nos salgan bultos y se deforme nuestra plancha de tortilla.


Lo mantendremos en el horno a 200º c durante unos 10-15 minutos aprox. iremos vigilando el horno para que no se nos seque demasiado la tortilla. Mientras preparamos 2 trapos de algodón de cocina. (Yo los suelo poner blancos porque para lavarlos es mejor, se les puede echar lejia, lo digo porque se mancharán)


Cuando la tortilla de espinacas esté echa, con mucho cuidado la volcaremos encima de un trapo y cortaremos la tortilla en 2. Yo esto lo hago así porque a mi pareja no le gusta el salmón y le hago la variante con el jamón york, pero se puede rellenar de pavo, de queso... en fin de lo que se quiera.




Es importante que este paso lo hagáis en caliente, recién sacado del horno. Empezando por el extremo inferior iremos enrollando en nuestro trapo la tortilla. Se hace así porque necesitamos que coja la forma de rollo. Iréis envolviendo la tortilla a la vez que toca con el trapo, y os quedarán 2 rollos así.


Lo malo de esta receta es que lleva mucho tiempo. Con los rollos ya echos deberemos esperar a que se enfríen a temperatura ambiente y deberemos meterlos en la nevera de un día para otro. Tal como están envueltos.

Al día siguiente se hace la salsa, para ello cortaremos la 1/2 cebolla muy pequeña, la mezclaremos con los pepinos también cortados muy pequeños (esto es opcional, yo no los he incorporado) y mezclaremos con la mayonesa. si queremos que nos quede más final, la podemos pasar por la batidora, según los gustos.


Sacaremos nuestros rollos de la nevera y los untaremos con nuestra salsa por dentro. Si os fijáis nos ha quedado perfectamente la forma redondeada a nuestro rollo. Y evitaremos que se nos rompa haciendo los pasos anteriores.


Ahora colocaremos las lonchas de salmón o jamón york y empezaremos a envolver todo con cuidado. Que nos quede el rollo prieto y no se nos rompa.


Si vemos que por los laterales le falta salsa, podremos rellenarlo con un cuchillo. Nos quedará un rollo parecido a éste.


Yo lo suelo envolver en papel film trasparente para que no pierda la forma y lo meto en la nevera hasta unos minutos antes de servirlo. Hay gente que incluso lo mete 10 minutos antes de cortar en el congelador, pero es opcional.
Repetís este paso tantas veces sean necesarias.



Finalmente, cortaremos y serviremos en un plato. Si os sobra salsa podéis hacer un poco más y la acompañáis a vuestros rollitos de espinacas. Prometo que están buenísimos.


BON APPÉTIT !!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu huella en este blog.
Cada palabra es recibida con muchísimo cariño. Es un detalle que dediquéis un mínimo de vuestro tiempo... que es tan valioso, a visitarme y ha dejarme un poquito de vosotros.
Intento contestar a todos los comentarios, al menos lo intento. Leo cada uno de ellos y a veces me emociono, para mi es una satisfacción enorme y un honor poder compartir con vosotros,lo que mejor se me da, la cocina.
Un beso y un abrazo enorme a cada uno de vosotros.

FACEBOOK

GOOGLE+

SEGUIDORES